lunes, 13 de agosto de 2007

Indicador de riqueza

Veo datos en el periódico sobre coches de más de 10 años en Europa. Curiosamente, el país que más coches viejos tiene es Finlandia. Y el que menos, Irlanda.
Me llaman mucho la atención estas cifras.
Supuestamente, el coche es un indicador de riqueza –y digo supuestamente- porque yo creo que es más un indicador de complejos. Sin embargo, Finlandia se me hace más rica que Irlanda, país de los más “pobres” de Europa. En España, como siempre, nos gustan las medias tintas, y nos situamos en la parte media de la tabla. Aunque por una vez nos acercamos a Alemania –sólo en los datos.
Los cuatro primeros países (de los coches más viejos), se encuentran por este orden, tras Finlandia: Grecia, Suecia y Dinamarca. Sigue mi sorpresa, no por Grecia (era uno de los países esperados si nos fijamos sólo en el nivel de renta) sino por los otros dos, de nuevo, países de los más ricos de nuestro entorno, sobretodo, con una calidad de vida que el resto deseamos (al menos yo).
¿Por fin estamos –o están- superando el complejo del coche viejo?
Hace nueve años estuve pasando unos días en Eslovenia, muy cerquita a la frontera con Italia, y una de las cosas que más me sorprendió, de un país azotado por la guerra de los Balcanes (el que menos, sí es cierto, quizás por su homogeneidad religiosa) es que había muchísimos coches nuevos. Pero muchos.
Creo que tenemos complejos que superar aún, porque, evidentemente, la compra de coches nuevos no responde a nuestra preocupación por el medioambiente, dado el aumento de la compra de coches de gran cilindrada, alto consumo y emisiones de CO2 a la atmósfera (todoterrenos…).
¿Cuándo nos daremos cuenta de que el coche es un útil (o un inútil)?

4 comentarios:

Mariano dijo...

Nunca he tenido coche. Nunca entendí que todos mis conocidos y gran parte de mis amigos se compraran uno con sus primeros ahorros.
En movimiento es útil. Aparcado es ínútil. Perdón por la perogrullada.

mexileña dijo...

De perogrullada nada, zurdo...y viviendo en una ciudad como Madrid, se pasa más aparcado que en movimiento...

tiempo inútil > tiempo útil

Clandestino dijo...

Yo era uno de esos. En cuanto tuve dos duros me los gasté en un cochazo. Pero de todo se aprende.

Viguetana dijo...

Yo tampoco me compré nunca un coche. Donde vivía hasta hace poco me apañaba estupendamente con el tren (a pesar de los follones) y el metro.

Luego mi padre me traspasó su furgoneta Kangoo del trabajo, que está hecha trizas para todavía anda.

Estoy de acuerdo contigo en que esto de tener coche último modelo es cuestión de "tontería social". A mí me llama muchísimo la atención que en Galicia, los obreros conduzcan BMW, Audis... y no precisamente de los pequeñitos.
Pues eso: para fardar y para intentar minimizar los propios complejos. (Y ojo, que no digo que no tengan derecho...)